Dónde Trabajamos

Impactando a mujeres en América Latina

Argentina

Pro Mujer abrió sus puertas en Argentina en noviembre del 2005 en la ciudad de Salta, ubicada en el norte del país, cerca de la frontera con Bolivia. Pro Mujer opera cuatro Centros de Servicio en Argentina, los cuales abren sus puertas a mujeres de Salta y Jujuy – dos de las provincias más pobres y marginadas del país. Pro Mujer ayuda a transformar las vidas de alrededor de 17,000 mujeres en el país sudamericano.

Sitio del País

Bolivia

Bolivia es la cuna de Pro Mujer. Empezando en la ciudad de El Alto en 1990, Pro Mujer otorgaba alimentos de forma gratuita a mujeres de escasos recursos en Bolivia, enfocándose en la educación, la salud, la planificación familiar y el desarrollo infantil de sus familias.

El programa expandió su misión cuando dichas mujeres insistieron que su prioridad era tener un ingreso para sustentar a sus hijos. Actualmente, Pro Mujer tiene cobertura nacional en Bolivia y sirve a 120 mil mujeres en los nueves regiones del país.

Sitio del País

Guatemala

A finales del 2018, Pro Mujer se expandió oficialmente a Guatemala luego de una cuidadosa investigación. Analizamos diferentes datos para comprender cuál país presentaba la mayor necesidad en múltiples categorías como salud, nivel educativo, seguridad física, inclusión financiera e igualdad de género. Esta evaluación inicial señaló al Triángulo del Norte (Guatemala, Honduras y El Salvador) como uno de los lugares más difíciles para las mujeres en la región.

Actualmente trabajamos con socios locales bien establecidos en Guatemala para construir nuevos centros o ampliar sus ofertas existentes. Juntos, estamos brindando servicios y recursos muy necesarios para mujeres y jóvenes. Estos incluyen capacitación en liderazgo, educación financiera, educación en salud sexual y reproductiva, educación digital, así como habilidades empresariales y de desarrollo de la fuerza laboral.

MÉxico

En 2001, Pro Mujer arrancó sus operaciones en México en la ciudad de Tula, en el estado de Hidalgo, en donde la marginalización de la población indígena impide que las mujeres microempresarias tengan acceso a créditos y capacitación, entre otras herramientas de desarrollo.

A principios de 2002, Pro Mujer formó su primer grupo de mujeres empresarias locales, les otorgó su primer préstamo e impartió capacitaciones financieras. Pro Mujer apoya  actualmente a más de 26,000 mujeres en más de 41 comunidades dentro de ocho estados en México, incluyendo Oaxaca, Puebla y Tlaxcala

Sitio del País

Nicaragua

Establecida en 1996, Pro Mujer en Nicaragua fue la primera expansión de la organización fuera de Bolivia. Hoy atendemos a más de 43 mil mujeres alrededor del país con presencia en siete departamentos y sus municipios.

Debido a su terreno montañoso y a la baja densidad poblacional, cada uno de nuestros Centros de Servicio en Nicaragua recibe a más de 8 mil clientas y tienen una amplia cobertura geográfica. La mayoría de nuestras clientas viven en áreas rurales remotas y las asesoras de Pro Mujer atraviesan largas distancias en motocicleta para llegar a ellas y así ofrecerles servicios vitales que de otra forma probablemente no obtendrían.

Sitio del País

perÚ

En 1990, Pro Mujer empezó a ofrecer sus servicios en en Puno, a las orillas del lago Titicaca, Perú aprovechando el conocimiento y la lecciones aprendidas en Bolivia y Nicaragua.

Pro Mujer has tenido un impacto positivo en miles de mujeres en Perú. En términos de nuestros servicios de salud en unidades móviles, se convirtió en un modelo piloto para los demás países donde operamos permitiéndonos servir a más mujeres en zonas rurales y remotas. Actualmente, Perú es de gran potencial para expandir las iniciativas de alfabetización digital y los servicios educativos de Pro Mujer.

CUANDO LAS MUJERES DESARROLLAN SU MÁXIMO POTENCIAL,

sus familias están más sanas, más educadas.

Pro Mujer me ha dado la oportunidad de salir adelante. Juntos, mis hijos y yo somos fuertes. Con Pro Mujer somos aún más fuertes.

Gertrudis Castillo Paniagua, clienta de Pro Mujer en Nicaragua
Gertrudis Castillo Paniagua, clienta de Pro Mujer en Nicaragua